El Blog de Rafa Benítez RSS El Blog de Rafa Benítez

19
Mar 2012
09:50

Llegados a este punto de la competición más importante del fútbol continental europeo y después de haberse realizado el correspondiente sorteo de la Europa Champions League, puede ser el momento de conocer un poco más los clubes que han llegado los cuartos de final, el momento en el que lo hacen y cómo se plantean a priori las distintas eliminatorias camino de la final en mayo y en el ‘Allianz Arena’ de Munich. Así que, si quieren, vamos a conocer un poco más a los equipos que se emparejarán en estos cuartos de final.

APOEL – REAL MADRID


En este caso, y en referencia a la disposición de los dos equipos sobre el terreno de juego, hemos de quedarnos con las que utilizaron precisamente en sus últimos compromisos de la Europa Champions League. El Apoel chipriota ha venido jugando habitualmente amparado en un sistema de 1-4-2-3-1 aunque, eso sí, exceptuando el último partido que disputó en su casa contra el Olympique de Lyon. En aquella situación tenían que remontar un marcador de 1-0 adverso que traían del encuentro de ida y esa coyuntura matizó su planteamiento. En éste último compromiso salieron con dos futbolistas arriba, Solari junto a Aylton, aunque éste último se retrasaba para recibir entre líneas con frecuencia. Su táctica habitual es la de esperar al contrario defendiendo con muchos jugadores por detrás del balón. No les importa jugar muy retrasados y enseguida que roban el cuero tratan de salir con rapidez a la contra. Su comentado 1-4-2-3-1 se convierte casi en un 1-4-5-1 cuando repliegan para defender. En ya analizado partido en su estadio contra el conjunto francés tuvieron también una buena posesión, ayudados casi siempre por el excelente apoyo de su afición en las gradas.

Un detalle a tener en cuenta es que Manduca no podrá disputar el duelo de ida porque está suspendido para el primer partido, por lo que tendrán que hacer algunos ajustes a la hora de equilibrar las líneas. Sobre todo, ante un rival como el que van a tener enfrente.

Por su parte, el Real Madrid suele jugar con un 1-4-2-3-1 y también en su caso cuentan con una baja: no tendrán a Xabi Alonso por sanción para el primer partido. Sus hombres de ataque tienen habilidad y desequilibrio, la segunda línea de vanguardia puede intercambiar posiciones creando más problemas añadidos a los defensores rivales. En defensa, Pepe y Sergio Ramos son rápidos y agresivos. En ataque, la coordinación entre Marcelo y Cristiano Ronaldo es una de sus principales bazas, junto con la calidad y capacidad para resolver los compromisos por ellos mismos que tienen elementos como Kaká, Özil, Higuaín o Benzema.

BENFICA – CHELSEA

De esta eliminatoria, lo que hemos de decir de entrada es que el Benfica ha cambiado su sistema durante el desarrollo de la propia competición, jugando un 1-4-4-1-1, como hicieron contra el Manchester United en casa, o un 1-4-2-3-1, fuera de casa. En ambos partidos contra el Zenit, jugaron con 1-4-1-3-2 o 1-4-4-2, con Witsel atacando más que Javi García, que asumía más labores defensivas como vemos en la imagen.

No tienen a nadie suspendido para el próximo partido. Es un equipo fuerte en el medio, con l aportación de Javi García y Witsel, nombrados anteriormente, con defensas de gran experiencia y jugadores creativos en ataque. Además, Cardozo, su delantero centro, tiene una gran pierna izquierda con un fortísimo disparo que es siempre muy peligroso.

El Chelsea, por su parte, llega a estos cuartos de final tras eliminar al Nápoles, con Di Matteo como entrenador y con mucha confianza tras unos buenos resultados bajo su dirección tanto en liga, como en Champions o Copa. La imagen adjunta muestra el esquema del equipo que jugó contra los italianos, con un 1-4-2-3-1, con Ramires en la banda izquierda pero yendo hacia dentro para dejar espacio a Cole en sus subidas. La realidad es que lo que está marcando verdaderamente la diferencia en sus últimos encuentros es la calidad de sus jugadores, no el sistema en sí. Vencieron el domingo contra el Leicester en la Copa (FA Cup) con dos goles excelentes de Fernando Torres, y otras tantas asistencias de gol, que le ayudarán a él y a su equipo a recuperar la confianza perdida. Tienen experiencia en la Champions y será, sin duda, un rival muy difícil de batir y un favorito a progresar en el cuadro que ha quedado establecido tras el sorteo.

AC MILAN – BARCELONA

El AC Milán viene jugando habitualmente con un definido 1-4-3-1-2, como vemos en la imagen que corresponde a su cruce reciente contra el Arsenal. En este partido, Robinho se incorporaba con frecuencia a la línea de atacantes para hacer realmente un 1-4-3-3, pero los dos delanteros, con un hombre por detrás, es su sistema más habitual en todas las competiciones. Van Bommel ha sido un futbolista importante para ellos como medio centro defensivo, pero no podrá jugar el primer partido por esas suspensiones de las que venimos hablando. Aunque regresa Gattuso después de bastante tiempo, por lo que tendrán otras alternativas para cubrir la baja del internacional holandés. Los jugadores milanistas mostraron dos caras muy diferentes en sus dos duelos contra el Arsenal. Fueron muy superiores en el primero, con una gran actuación tanto de Ibrahimovic como de Robinho, y tal vez excesivamente confiados en el segundo, en el que pasaron por muchos apuros. Tienen jugadores de mucha calidad y experiencia en la Champions, no será precisamente un rival fácil de batir.

El Barcelona, por su parte, juega con su habitual, casi permanente, aunque muy flexible 1-4-3-3. Con ese dibujo, sus futbolistas tienen una gran movilidad y una enorme habilidad en todos los efectivos de arriba y, además, son muy buenos en la finalización. En alguna ocasión han jugado con tres defensas, aunque no es menos cierto que puede decirse que no con los mejores resultados. Su juego de posesión, el intercambio de posiciones y la búsqueda del pase final tras mover mucho el balón es un repertorio barcelonista de sobra conocido por todos. Al margen de todo lo anterior, Messi está en forma, sigue marcando goles y puede marcar la diferencia por sí mismo y al margen del enorme potencial de sus compañeros.

OLYMPIQUE MARSEILLE – BAYERN MUNICH


Por último, y hablamos de la última de las eliminatorias de cuartos de final, el Olympique de Marsella juega habitualmente con un esquema de 1-4-2-3-1, aunque es verdad que en ocasiones ha variado el sistema para jugar también con un 1-4-3-3 y hasta con el 1-4-4-2. En el sistema mostrado en la imagen adjunta, que ha sido creada con la aplicación ‘Globall Coach’, un esquema usado contra el Inter en su último partido, se aprecia que jugaron con dos medios defensivos fuertes y de posición y con Valbuena dotado de libertad por delante de ellos para ayudar a Remy en labores ofensivas.

Su portero titular, Mandanda, no podrá jugar igualmente por sanción y al ver su segunda tarjeta amarilla en el movido epílogo del último minuto del partido contra el Inter. Tampoco podrá hacerlo Diawara, también suspendido. El bloque francés es un equipo bien organizado en defensa que suele realizar una buena presión sobre la salida del balón del rival.

En cuanto al Bayern de Múnich, decir que viene utilizando asiduamente un 1-4-2-3-1. Nuevamente nos referimos a la imagen, en la que vemos la formación de su último partido. Con todo, hay que tener en cuenta que ya ha jugado unos minutos tras su lesión Schweinsteiger, por lo que podría estar disponible para este partido. Sus jugadores de banda en ataque, Ribery y Robben, son muy desequilibrantes y pueden intercambiar posiciones. También Kroos y Müller son muy peligrosos en la segunda línea, con Mario Gómez aprovechando los servicios de cualquiera de ellos. Han marcado 20 goles en los tres últimos partidos, lo que dice mucho de su capacidad ofensiva.

En suma, que nos aguardan unos cuartos de final muy interesantes, con mucho en juego y distintas alternativas sobre la mesa y sería casi un pecado perderse estos cruces. Los analizaremos con cuidado y los traeremos a este foro, como es norma, para discutirlos y someterlos a vuestra consideración.